¿Qué síntomas puede presentar un adicto al alcohol?

Actualmente existen muchos tipos de adicciones, pero una de las más frecuentes está relacionada con el consumo de alcohol.

Sin duda alguna, las adicciones son un serio problema que amenaza de forma directa al conjunto de la población. Aunque puede parecer un hecho alejado, la realidad es que las adicciones pueden envolver a cualquier persona por diferentes motivos. Por ello, cada vez es más importante el papel que juega la clínica de desintoxicación, ya que éstas desarrollan tratamientos eficaces para poner fin a las conductas adictivas.

Una de las adicciones más comunes está relacionada con el alcohol, debido a que este tipo de bebida es socialmente aceptada por todas las personas. Esta situación provoca que en algunas ocasiones, resulte bastante complicado detectar la adicción al alcohol. Y es que un adicto a las bebidas alcohólicas no tiene que consumir todos los días, ni tampoco tiene que beber grandes cantidades en momentos concretos.

El alcoholismo es una adicción que se va gestando poco a poco, de manera que lo más habitual es que el consumo bajo o moderado -por ejemplo, beber alcohol en eventos sociales- se acabe convirtiendo en un consumo bastante alto. Por suerte, en la actualidad esta adicción tiene remedio, ya que las clínicas de desintoxicación ofrecen tratamientos mejor desarrollados para cambiar las conductas adictivas.

Principales síntomas del alcoholismo

Como ya se ha comentado anteriormente, el alcoholismo es una de las adicciones más comunes que suele aparecer en la mayoría de las personas. Pero, ¿qué síntomas indican que un familiar o un amigo tienen una conducta adictiva con el alcohol? El trastorno por consumo de alcohol no siempre es igual, puesto que en función de los síntomas presentados se puede catalogar como leve, moderado o grave.

Algunos de los signos más habituales están relacionados con la incapacidad para limitar la cantidad de alcohol consumida, los intentos fallidos a la hora de reducir el consumo de alcohol o el deseo de consumir bebidas alcohólicas en todo momento. Sin embargo, estos síntomas del alcoholismo pueden ir mucho más allá sino se toman medidas a tiempo.

Por ejemplo, algunas personas llegan a incumplir obligaciones laborales debido al consumo reiterado de alcohol, mientras que otros usuarios abandonan las actividades sociales por culpa de la adicción a las bebidas alcohólicas. Incluso se han dado casos de personas que consumen alcohol en situaciones altamente peligrosas, como al conducir un coche o al nadar en el mar.

Adicción al alcohol

Efectos del alcoholismo sobre la salud

Además de ser una adicción, el alcoholismo puede llegar a convertirse en un serio problema para la salud de las personas, ya que el consumo elevado de alcohol ocasiona enfermedades hepáticas, problemas digestivos y complicaciones de la diabetes, entre otros efectos. Por ello, lo más recomendable es acudir a una clínica de desintoxicación como la clínica CITA.

Y es que en este tipo de centros de adicciones, los usuarios reciben un tratamiento de desintoxicación del alcohol personalizado, mediante el cual pueden superar esta problemática patología. Gracias a estos tratamientos eficaces que se adaptan a las necesidades concretas de las personas, los efectos del alcoholismo sobre la salud se pueden reducir notablemente con el paso del tiempo.

Algunos de los problemas de salud más graves que puede generar el alcoholismo afectan al hígado -esteatosis hepática, hepatitis alcohólica, cirrosis-, al corazón -cardiomegalia, insuficiencia cardíaca, fibrilación auricular- y al estómago -gastritis, úlceras estomacales-, aunque también puede ocasionar problemas en la vista, en el páncreas o complicaciones relacionadas con la diabetes.

Tratamiento terapéutico del alcoholismo

Desde la prestigiosa clínica CITA se ha puesto en marcha un tratamiento terapéutico de desintoxicación delalcohol, que ayuda a todas las personas que tienen problemas con el consumo de las bebidas alcohólicas. En este centro de adicciones, el equipo de terapeutas evalúa a los pacientes desde el primer momento, para así poder establecer el protocolo más adecuado en cada caso.

De este modo, el equipo médico y psiquiátrico de la clínica CITA conoce mejor las características individuales de las personas, por lo que desarrolla tratamientos de desintoxicación ajustados a sus necesidades concretas. Generalmente, las actividades terapéuticas para tratar el alcoholismo están basadas en terapias individuales y de grupo, sin embargo, también se utilizan otras actividades complementarias.

Algunas de estas terapias complementarias consisten en talleres psico-educativos, talleres de prevención de recaídas, talleres de gestión de emociones, talleres de habilidades sociales, talleres de yoga y talleres donde se practican diferentes tipos de deportes. Además, en este centro de adicciones también disponen de un servicio de Psicoterapia Asistida con Equinos.