¿Qué son las prótesis dentales y cuántos tipos existen?

No hay duda sobre la importancia de una dentadura saludable, con todas las piezas dentales en perfectas condiciones y en su lugar. A nivel estético, la sonrisa es nuestra carta de presentación, pero desde el punto de vista funcional, la dentadura es responsable de ayudarnos a masticar y, por consiguiente, parte importante de nuestra vida diaria.

Gracias al desarrollo de técnicas como la implantología, es posible sustituir piezas dentales dañadas y recuperar la funcionalidad de la mordida. Esto mejora el estado de salud bucal general de la persona, además de su estado de ánimo y autoestima, permitiéndole continuar con el desarrollo de una vida plena.

¿Qué es una prótesis dental?

Las prótesis dentales son estructuras artificiales fabricadas de forma personalizada para cada paciente y tienen el objetivo de sustituir piezas dentales dañadas. Se utilizan para restaurar la anatomía de uno o varios dientes de manera simultánea para que el paciente consiga recuperar su dentición adecuada.

Estas son fabricadas por especialistas, como laborprothesis, quienes se encargan de modelar las nuevas piezas dentales a partir de materiales como la resina y la cerámica, con los cuales es posible imitar a la perfección el diente humano, dando como resultado una dentadura funcional y de aspecto real.

¿Cuáles son los tipos de prótesis dentales existentes?

Podemos diferenciar entre dos grandes grupos de prótesis dentales: fijas y removibles. Las prótesis fijas son aquellas que no pueden ser retiradas por el paciente, ya que se fijan a la encía de manera mecánica. Las prótesis removibles se recomiendan para pacientes en los que resulta imposible colocar una prótesis fija.

En función a lo anterior, encontramos los siguientes tipos de prótesis:

  • Coronas. Son un tipo de prótesis fija que también se conocen como fundas y se utilizan para restaurar uno o varios dientes, colocándose sobre el diente natural u otros implantes. Para hacerlas, se toman impresiones de los dientes y se busca imitar todo lo posible el aspecto y color natural de la dentadura del paciente.
  • Implantes. Son indicados para sustituir una pieza dental que ha perdido la raíz por completo. Se fija en la encía mediante un tornillo o cemento, el cual ha sido colocado con anterioridad por el especialista. Es uno de los procedimientos que garantiza resultados 100% realistas.
  • Híbridas. Son prótesis removibles con función rehabilitadora, sustituyendo por completo la arcada superior o inferior de la boca y restituyendo dos o más piezas dentales perdidas e, incluso, parte de la encía. De esta forma el paciente consigue recuperar la posibilidad de masticar correctamente los alimentos, hablar y sonreír con seguridad.
  • Prótesis parciales o completas. Se fabrican con resina y se sujetan a la boca por medio de las encías y dientes a través del uso de ganchos metálicos. Sustituyen a las piezas dentales que faltan, pudiendo abarcar todos los dientes.

La elección de la prótesis dental ideal para cada paciente es responsabilidad del especialista, quien podrá realizar las evaluaciones previas pertinentes para determinar si la persona es una buena candidata para un implante o una prótesis removible.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.