Aprende a proporcionar atención básica a los pacientes, en el hospital o en sus hogares

En la actualidad, la salud ocupa un lugar muy importante dentro de la sociedad. Gracias a esto, podemos observar el constante crecimiento de centros sanitarios, residencias geriátricas, hogares de cuidado e, incluso, centros especializados en el cuidado de pacientes en el hogar, destinado a aquellas personas con necesidades particulares que solo pueden ser atendidas en su domicilio.

Por estas y otras razones, estudiar una formación de cuidados auxiliares de enfermería donde se aprendan las nociones para proporcionar atención básica a pacientes en el hospital o su domicilio se ha convertido en una salida rentable, además de necesaria para colaborar con el bienestar de la sociedad.

¿Te interesaría trabajar en el sector sanitario como auxiliar de enfermería? Estudia en Linkia FP y tendrás acceso a un Grado Medio de Cuidados Auxiliares de Enfermería, lo cual te abrirá las puertas al desarrollo profesional en un oficio apasionante, realizando tareas asistenciales a pacientes con diferentes necesidades.

¿Cuáles son las funciones de un Auxiliar de Enfermería?

El objetivo de esta formación profesional es hacer más sencilla la estancia de los pacientes en los hospitales y mejorar su calidad de vida directamente en sus domicilios, además de asistir al médico en procedimientos donde sea requerida la presencia de un auxiliar de enfermería. Algunas de sus funciones serían:

  • Asear a los enfermos que no tienen la capacidad de cumplir esta tarea de manera autónoma.
  • Asistir a parturientas y recién nacidos.
  • Ofrecer apoyo psicológico y emocional a los pacientes. Aunque esta no es una función específica del cargo, en la práctica los auxiliares se convierten en compañeros y fuente de contención para los pacientes.
  • Conservar todo el material sanitario en perfecto estado de higiene.
  • Realizar la limpieza de las habitaciones del paciente y garantizar la higiene de los espacios.
  • Controlar la ropa de cama, realizar el cambio y enviar a lavandería la ropa ya utilizada.
  • Servir la comida y también dar de comer al paciente si es necesario.
  • Preparar todo el material necesario para realizar curas.
  • Tomar la temperatura y registrar la lectura de otros valores como el índice de glucemia, el nivel de saturación de oxígeno y cualquier otro establecido por el médico tratante.

Cabe destacar que un auxiliar de enfermería no puede suministrar medicamentos que requieran de alguna maniobra sofisticada ni asistir al médico en procedimientos quirúrgicos.

Importancia de conocer técnicas de primeros auxilios

Cuando se cuida un paciente en casa, el conocimiento sobre técnicas de primeros auxilios se vuelve un tema de vital importancia, pues permite saber con exactitud cuáles son las medidas que deben tomarse en situaciones de emergencia, las cuales varían según las necesidades del paciente y la condición médica en la que se encuentre.

Sabiendo cual es el protocolo de atención de emergencia y dominando las técnicas, es posible atender de manera adecuada a la víctima y garantizar su supervivencia hasta que la misma pueda ser atendida por un profesional sanitario especializado.