La vital importancia del lavado de manos quirúrgico

La higiene de las manos es uno de los protocolos más importantes a tener en cuenta para el desarrollo de actividades dentro del quirófano. Es, de hecho, la normativa principal en los protocolos de prevención de infecciones intrahospitalarias.

El lavado quirúrgico de manos es una medida sencilla y eficaz, con la capacidad de generar alto impacto en la calidad de la asistencia hospitalaria ofrecida por los centros hospitalarios en cualquier parte del mundo.

Importancia del lavado de manos en la prevención de infecciones

Dentro del ámbito hospitalario son varias las medidas que buscan la prevención de infecciones, siendo la higiene de las manos una de las más importantes.

Se trata de un conjunto de procedimientos destinados a prevenir y controlar la contaminación producida por microorganismos durante la manipulación de equipo quirúrgico estéril o la atención de pacientes dentro del quirófano y debe ser realizado por todos los integrantes del equipo que intervengan en determinado procedimiento.

El objetivo del lavado de manos quirúrgico es eliminar al máximo posible la flora bacteriana que reside en las manos, compuesta principalmente de Estafilococo áureo, Estreptococos y bacilos gramnegativos,  entre otros. Así se logra disminuir el riesgo de contaminar las heridas y el instrumental de trabajo.

Para la OMS, el lavado de manos quirúrgico es una medida de carácter universal:

“La prevención de las infecciones es una parte fundamental del fortalecimiento de los sistemas de salud. La higiene de las manos es la base de todas las intervenciones, ya sea al insertar un dispositivo médico invasivo, manipular una herida quirúrgica, o al realizar una inyección”.

Las formas de disminuir la flora bacteriana son las siguientes:

  • Acción mecánica de arrastre. Para esto se utiliza agua y jabón, ejerciendo fricción sobre la piel y eliminando la mayor parte de los microorganismos transitorios.
  • Uso de germicidas. Estos destruyen gran parte de la flora bacteriana residente en la piel, utilizando un jabón antiséptico.
procedimiento de lavado quirurgico de manos

Respecto a lo anterior, hay que considerar las diferencias existentes entre los productos a utilizar. Para el lavado por acción mecánica se utiliza jabón común en base a detergente, mientras que el segundo método utiliza un germicida, el cual a efectos de la FDA es considerado como una droga.

¿Cuándo realizar el procedimiento de lavado quirúrgico de manos?

El protocolo universal de atención hospitalaria indica en qué momento se debería realizar este procedimiento:

  • Al iniciar la jornada de trabajo
  • Después de haber tocado cualquier clase de material sucio
  • Luego de estar en contacto con fluidos corporales
  • Después de ir al baño
  • Luego de estornudar y toser
  • Antes y después de completar la atención médica de un paciente

Además de las indicaciones ya descritas, es usual que los centros hospitalarios establezcan como norma adicional la presencia de algún tipo de alcohol dentro de cada consultorio como una forma de simplificar el procedimiento de limpieza entre la atención de un paciente y otro, sobre todo cuando el lavabo queda distante.