Causas y gestion dolor de espalda

Principales causas y gestión a largo plazo del dolor de espalda

El dolor de espalda es una de las afecciones más comunes en el ser humano, estimaciones del American College of Rheumatology señalan que 4 de cada 5 personas lo sufre alguna vez en la vida.

En este artículo hablamos de cuales son sus principales causas, así como algunas formas de prevención y gestión a largo plazo.

Causas de los dolores de espalda

Características físicas como el sobrepeso, además de una débil estructura ósea o masa muscular, pueden ser motivos que incentiven la aparición de dolores de espalda.

Una afectación que se puede presentar de forma aguda, es decir por unos cuantos días, o bien de manera crónica, que es cuando el dolor se ha extendido durante meses, sin que se pueda controlar.

Realizar un esfuerzo excesivo para nuestro cuerpo, así como mantener una mala postura al caminar o al estar sentado, son también causas que facilitan la proliferación de dolencias en la espalda.

Asimismo, el hecho de permanecer por mucho tiempo en una misma postura y no ejercitar suficiente los músculos, de igual forma son factores para propiciar esta clase de afecciones.

Principales causas dolor de espalda

Gestión del dolor

Existen diferentes tratamientos para la gestión del dolor. A continuación puedes ver algunos de los más comunes.

Fisioterapia

Las técnicas de fisioterapia son la primera elección de los profesionales, pues se trata de las técnicas más avanzadas no invasivas de la medicina moderna, para el tratamiento de distintas afecciones, incluidos los dolores de espalda.

Aquí te dejamos una recomendación particular si vives en Navarra, fisioterapia Pamplona, pues se trata de una de las opciones más completas y que aprovecha las ventajas de las múltiples disciplinas que integran esta forma de rehabilitación, mediante la cual se tiene especial atención en minimizar daños y riesgos, buscando restaurar de forma óptima la salud del paciente.

Farmacológico

Algunos tipos de tratamiento también se pueden controlar con diversos fármacos y ajustes en los hábitos cotidianos, aunque se tiene un mayor riesgo de padecer efectos secundarios, así como la dependencia a sustancias químicas.

Cirugías

En algunos casos de mayor gravedad, no queda más opción que alguna cirugía para tratar algún daño óseo o en los nervios, lo cual debe representar una alternativa final, ya que las consecuencias también pueden provocar secuelas irreversibles.

Gestion dolor de espalda

Prevención de dolor de espalda

La mejor forma de evitar sufrir por el dolor de espalda, es llevando a cabo acciones para reducir los riesgos de este tipo de padecimiento, comenzando por la realización de ejercicio de forma cotidiana, lo cual permitirá fortalecer la musculatura, teniendo también cuidado en practicar ejercicios acordes a las capacidades físicas personales.

Si estás mucho tiempo sentado, es importante mantener las piernas en línea recta y a 90º del frente, manteniéndonos bien recargados hasta el fondo de la silla y con la espalda recta; además de que es conveniente ponerte de pie y hacer algunos estiramientos al menos cada media hora.

Caminar con una postura bien erguida y levantar cosas pesadas poniéndonos previamente en cuclillas y elevándonos lentamente manteniendo la espalda recta, también son importantes para reducir el riesgo de este tipo de lesiones.

Con los suficientes cuidados o el tratamiento adecuado, verás que es un problema que actualmente se puede abordar de manera efectiva.