Un dispositivo nuevo creado en España permite desinfectar de virus el aire y las superficies

El doctor catalán Pere Monagas se ha convertido en el hombre del momento gracias al invento de una unidad purificadora de ambientes que ahora se utiliza de forma masiva en Wuhan, ciudad China que fue epicentro de la pandemia vírica ocasionada por el COVID-19 y que actualmente mantiene en jaque la salud de miles de personas alrededor del planeta.

Se trata de un purificador de aire de nombre Wellisair, un dispositivo sobre el cual Monagas y su equipo de investigación llevan trabajando 18 años. Se trata de un aparato de purificación bastante conveniente y versátil, capaz de eliminar virus, bacterias y hongos que se encuentran suspendidos en el aire.

Gracias a su nivel de eficiencia cercano al 99%, este dispositivo fabricado y distribuido por la empresa Airtècnics, especialista en cortinas de aire y climatización, fue incorporado en hospitales y clínicas de China, Tailandia y Corea del Sur, colaborando con la reducción de las infecciones por esta terrible enfermedad que acecha al mundo.

Tecnología limpia, segura y eficiente

Se trata de un dispositivo que degrada los microorganismos por medio de un proceso avanzado de oxidación, mediante una reacción similar a la que se produce en la naturaleza, pero de forma consistente y controlada. El dispositivo utiliza ozono como reactivo, pero no lo libera; la maquina solo desprende radicales hidroxilos (OH) en proporciones seguras para el organismo humano.

Wellisair desinfectador de aire

Según los certificados y pruebas que han sido realizados sobre Wellisair, se logra degradar por completo el 99% de los hongos, virus y bacterias acumuladas sobre las superficies o que permanecen suspendidos en el aire de las habitaciones y los espacios abiertos. Así, podemos instalarlo en transporte público, aulas de clase, hospitales y cualquier área pública.

Funciona como un ambientador en spray, liberando microgotas de agua oxigenada al medio ambiente, lo cual desarrolla una reacción en cadena similar a la que se produce en la naturaleza. Es un proceso que replica la acción de los radicales hidroxilos sobre las partículas en suspensión de la atmósfera y los gases de efecto invernadero.

Inactiva virus en cuestión de segundos

La humedad del aire se vuelve responsable de la reacción en cadena. Según las pruebas realizadas, tiene la capacidad de desactivar de forma instantánea cualquier virus con estructura similar al nuevo coronavirus, como el Syncytial Virus (RSV), con una tasa de efectividad de entre el 92% y el 99% según las condiciones de humedad del ambiente.

El Departamento de Genética, Microbiología y Estadística de la Universidad de Barcelona, que ha testado el equipo con varios virus, ha realizado un informe sobre la eficacia del dispositivo así como su utilidad en la lucha contra la pandemia del coronavirus. Se puede esperar que, en cuestión de segundos, el virus pierda la capacidad de replicarse, alimentarse y, por consiguiente, infectar a las personas.

Otra cualidad es que resulta completamente seguro para los animales domésticos. Este dispositivo se perfila como un gran avance en la lucha contra la pandemia y esperamos que su producción masiva permita su llegada a los hospitales de todo el mundo.