Los guantes de vestir para mujer, el aporte de elegancia necesario en cualquier evento

Existen ciertos complementos en la vestimenta que sin duda ayudan a aportar un extra de elegancia y distinción a la mujer. Los guantes de vestir son el más claro exponente de este tipo de complementos y en su versión larga son el complemento más elegante y sexy que se puede usar en cualquier look de invitada a eventos como bodas, alfombras rojas o cocktails.

El uso de estos guantes de vestir largos tiene, como cualquier otro accesorio, su protocolo de vestimenta y no se pueden usar sin tener en cuenta los principios básicos que marcan las normas del protocolo. Existen además diferentes tipos de guantes de vestir y el uso recomendado para cada uno de estos tipos es diferente.

Protocolo para llevar guantes de vestir largos

Para llevar guantes de vestir largos es necesario seguir una serie de consejos protocolarios. Algunos de estos consejos más importantes son los siguientes:

Longitud

Si bien hasta hace pocos años existía un protocolo muy estricto respecto al uso de guantes de vestir en relación a la longitud de las mangas del vestido, lo cierto es que en la actualidad estas normas se han relajado. Ya no es necesario usar guantes largos para vestidos de manga corta o palabra de honor y guantes cortos para vestidos de manga larga o francesa.

Guantes de vestir para mujer

En la actualidad se pueden llevar guantes de vestir largos con vestidos de manga larga y además se pueden llevar estirados, arrugados o incluso doblados. Y es que dependiendo de la situación será más conveniente llevar el guante de una determinada forma u otra.

¿Día o noche?

En cuanto a si su uso es conveniente en eventos de día o de noche, el protocolo marca que se pueden llevar en cualquier hora del día, tanto los guantes de vestir largos como los cortos. Si bien es cierto que los expertos en protocolo más estrictos recomiendan que los guantes de día sean cortos y los guantes largos, que son más elegantes, se usen como complemento a vestidos de invitada de noche o tarde-noche.

Cuando llevar puestos los guantes

Los guantes se deben llevar puestos en el acceso al evento o en el momento del baile, pero el protocolo marca que hay que quitarse el guante de la mano derecha cuando haya que saludar a otros invitados, ya que se entiende que no es educado dar la mano con el guante puesto. Además hay que quitarse ambos guantes durante el cocktail o durante la cena del evento. Sí es cierto que el uso de guantes de vestir suele estar ligado a vestidos complementados con tocados, pero mientras que los guantes se deben quitar en ciertos momentos, el tocado debe permanecer en el cabello durante todo el evento.

¿Cómo combinar los guantes de vestir largos?

Ya sabemos cuáles son las principales normas protocolarias respecto al uso de guantes de vestir, pero además hay que tener en cuenta ciertos consejos a la hora de combinar los guantes con otro tipo de complementos o con el propio vestido. En cualquier caso no hay que agobiarse por este tema, porque resulta más fácil de lo que parece a priori.

A la hora de comprar guantes de vestir largos hay que tener en cuenta la estación en la que serán usados. Si se van a usar en un evento que tendrá lugar durante el invierno hay que elegir guantes de vestir largo de materiales como la piel, el ante o el terciopelo. En el caso de eventos de verano hay que elegir guantes de seda o de satén.

Si hablamos de colores hay dos apuestas seguras: los guantes negros y los guantes blancos. Los primeros combinan de manera elegante con cualquier look y los segundos son ideales para eventos de día al aportar luz y claridad. Otros colores de moda y que resultan muy atractivos son el burdeos, el rosa o el morado, ideales para combinar con vestidos de colores vivos.

Como se puede apreciar, el uso de guantes de vestir largos resulta de gran utilidad para confeccionar un look elegante y femenino en cualquier época del año. Tan solo hay que seguir las normas de protocolo respecto a su uso o los consejos sobre cómo combinarlos para poder lucir espléndida en cualquier evento al que se acuda.