¿Para qué sirve y qué beneficios tiene el aceite de hígado de bacalao?

El aceite de hígado de bacalao es un suplemento en forma de aceite que se extrae de los hígados de bacalao. Se trata de una fuente natural de vitaminas A, D y E, así como de ácidos grasos Omega-3, razón por la cual se considera que las propiedades benéficas sobre el organismo humano son muy variadas.

Una de las mejores formas más eficientes de consumo es optar por el aceite de hígado de bacalao Möller’s, un suplemento obtenido naturalmente a partir de bacalaos provenientes del Ártico noruego, bajo un proceso que garantiza la calidad del aceite y permite que puedan ser aprovechados todos sus beneficios nutricionales.

¿Cuáles son los beneficios que ofrece el consumo de aceite de hígado de bacalao?

Al igual que ocurre con otros alimentos con Omega-3, el aceite de hígado de bacalao tiene la cualidad de promover el buen funcionamiento del sistema cardiovascular, permitiendo mantener bajo control los niveles de triglicéridos y colesterol en la sangre, además de utilizarse en el tratamiento de enfermedades como diabetes y depresión. También podemos mencionar los siguientes beneficios:

Mejora la visión

Con el paso de los años, las personas suelen notar un deterioro en la calidad de la visión, algo que suele deberse a degeneración macular y otros padecimientos visuales. El consumo de Omega-3 y vitamina D se encuentra asociado a la protección contra las enfermedades oculares en la edad adulta, reduciendo considerablemente los factores de riesgo generadores de daños.

Beneficios del aceite de hígado de bacalao

Fortalece los tejidos

La vitamina D tiene la capacidad de fortalecer tejidos como uñas y huesos. Es una de las fuentes de vitamina D más eficientes, razón por la cual se suele recomendar como complemento nutricional en la alimentación infantil. Una dosis diaria de 25 ml garantiza la ingesta del 100% de la cantidad de vitamina D que necesita un adulto menor de 70 años.

Incrementa la función cerebral

Diferentes estudios han logrado demostrar que los niveles elevados de ácidos grasos omega-3 tienen una vinculación directa con la mejora de las capacidades mentales y la reducción del deterioro cognitivo. Por tanto, se considera que el consumo de este suplemento tiene la capacidad de proteger las funciones del cerebro.

Ayuda a reducir la depresión

El Omega-3 con aporte adicional de vitamina D, tiene la capacidad de impulsar la liberación de serotonina, regulando el estado de ánimo y permitiendo así que los episodios relacionados con ansiedad y depresión ligera sean superados de manera satisfactoria. Quienes consumen aceite de bacalao por vía oral tienen un 29% menos de probabilidad de padecer depresión.

Aceite de hígado de bacalao Möller’s

Propiedad antioxidante

Gracias a la cantidad de vitamina E de su composición, tiene la capacidad de actuar como antioxidante, contribuyendo a la protección de las células y evitando el deterioro de las mismas. Ayuda a neutralizar los radicales libres, responsables del envejecimiento celular, lo cual daría como resultado una tasa de envejecimiento de los tejidos bastante inferior al promedio.

Estas serían solo algunas de las propiedades confirmadas que se asocian al consumo diario de aceite de bacalao, siendo razones suficientes para incluirlo en nuestra dieta habitual.