¿Cómo ahorrar energía eléctrica?

Estamos en tiempos donde la eficiencia energética en primordial, y por eso debemos hacer todo lo que tengamos al alcance para dar el ejemplo desde nuestro hogar, mediante la aplicación de medidas que permitan hacer un uso racional del servicio sin generar incomodidad o malestar a quienes habitan la casa.

Muchas veces las soluciones las tenemos a la mano. De hecho resultan muy sencillas de poner en práctica, solo que muchas personas aún desconocen cómo hacer para reducir el consumo eléctrico. Y al mismo tiempo que reducirían los costes y contribuirían con el bienestar del planeta.

¿Por dónde empezar?

Lo primero es determinar si estás incurriendo en gastos innecesarios, lo cual pasa por tener muy claro cuáles son las necesidades y hábitos de vida de tu hogar para después escoger la tarifa adecuada de acuerdo a lo que ofrecen las compañias de luz que forman parte del sector eléctrico español.

Ahorrar en la factura de la luz

Esta sería una buena manera de comenzar a ahorrar, principalmente conociendo si tu tarifa es libre o regulada. Pero no es la única, ya que puedes tomar otra serie de medidas para que el consumo de energía sea menor. No solo en casa sino también en tu negocio.

Recomendaciones para disminuir la factura de electricidad y contribuir con un consumo eficiente:

  • Cambia las bombillas de siempre por otras que sean de ahorro, ya que éstas tienen una mayor durabilidad y ahorran hasta un 60%.
  • Coloca en tus paredes pinturas de colores claros, ya que te proporcionan mayor luminosidad en las estancias del interior de casa y aprovechas mejor la luz eléctrica.
  • Aprovecha la luz natural durante el día, procura abrir las cortinas, puertas y ventanas para que ésta ilumine la casa mientras realizas las actividades diarias.
  • Mantén apagadas las luces que no estás utilizando. Convierte en un hábito el apagarlas cada vez que salgas de una habitación, y antes de salir de casa revisa que ninguna quede encendida por todo el día.
  • Utiliza el aire acondicionado de manera adecuada. Regula la temperatura para un clima agradable y realiza el mantenimiento del equipo regularmente.
  • Lava y seca con cargas completas de ropa y utiliza ciclos cortos.

¿Cómo de complicado puede ser cambiarse de compañía eléctrica?

Seguramente has pensado en que cambiar de compañía electrica es la opción para bajar los costes y conseguir mayor eficiencia. Esto puede ser cierto o no dependiendo de algunos factores, como si se trata de tarifas reguladas o libres o de la compañía que decidas contratar.

Muchas de estas empresas no solo disponen de una amplia experiencia a tu servicio, lo cual ya de entrada es un buen aval, sino que además te garantizan algunas ventajas como que no sufrirás de cortes de luz, el papeleo es poco o ninguno y no estarás sujeto a un tiempo mínimo de permanencia.

Cambiar bombillas

Es recomendable para comenzar contratar una potencia baja y luego aumentarla si es necesario. Así no incurrirás en más gasto de dinero del necesario.

Una vez que has analizado todas las ventajas y desventajas y te has decidido por la nueva empresa de servicio eléctrico, lo primero que debes hacer es solicitar el cambio a la nueva compañía de electricidad, de tal manera que evites cortes innecesarios.

Es importante cancelar los servicios que tengas contratados con la empresa actual. algo que debes hacer con antelación para evitar incurrir en gastos dobles. Por otra parte debes tener presente que el cambio a la nueva compañía se hará efectivo en 4 o 6 semanas, tiempo en el que no deberías sufrir de ningún corte. Como has visto no es para nada complicado, siempre que prestes la atención debida a los pasos a seguir.

Hay que destacar que la presencia en la web de estas compañías de servicio eléctrico facilitan mucho el acceso a la información que necesita el usuario. Y hasta el mismo proceso de cambio lo hacen mucho más sencillo, ya que incluso puedes hacerte cliente en cuestión de minutos por medio de la página web.